Se arrepiente de haber comido tanto, ElMolinoonline.comDonna Simpson, como mencionamos el año pasado en estas páginas, hablaba abiertamente de su ilusión por ser la mujer más gorda del mundo y había creado un negocio de voyerismo por suscripción, cobrando US$19 mensuales a espectadores que la veían comer a través de cámaras de internet.

Formaba parte, escribe Erin Gloria Ryan en Jezebel, de una subcultura conocida como los “alimentadores” (feeders, en inglés), mujeres obesas que comen hasta poner sus vidas en peligro y hombres se excitan al verlas comer.

Su novio, dijo Simpson, disfrutaba dándole de comer.

Pero ese amor se ha quebrado y Simpson ha tenido tiempo para reflexionar.

Con cierto remordimiento dice a los hombres no les importaba los efectos de la fantasía en su salud.

Respecto al novio, dice que “Me bañaba y me cuidaba. Sabía que yo no podía hacer nada más que quedarme sentada en casa. La fantasía de algunos hombres es mantener a las mujeres restringidas a la cama. No solo quieren una mujer gordita. La quieren controla”.

Ahora, quiere perder algunas de sus 600 libras.”No intento caber en una talla 4. Pero si me gustaría poner entrar sola a la bañera y bañarme sin ayuda. Me gustaría tener más energía y poder ir al parque y empujar a mi hija en el columpio”.

Simpson ahora está grabando un programa de telerrealidad.

Artículo en inglés

 

 

Ayúdenos a aumentar la circulación de El Molino Online. Comparta este artículo con amistades y conocidos. ¡Y regálenos un Like en nuestra página de Facebook! Esperamos verlo de nuevo, ¡gracias!