La NASA ha publicado fotografías de la isla que, en un abrir y cerrar del ojos, surgió del mar la semana pasada luego del terremoto en Paquistán. La isla es de unos 300 pies (100 m) de largo y parece emitir gas metano.

Literalmente salió de las aguas mar en la costa de Makran en el Océano Arábigo, un áerea de baja población. Algunos consideran que, debido a que su existencia es de únicamente días y no aparece en los mapas, podría presentar un peligro a la navegación.

Ello quizás no durante mucho tiempo:

El bolsillo subterráneo de gas se enfriará, comprimirá o escapará a través del tiempo, lo que permitirá que la corteza se colapse y descienda nuevamente. Las olas, tormentas y mareas del mar de Arabia también lavarán la arena suelta, la arcilla blanda, y el barro.

Un científico dice que estas islas suelen durar unos pocos meses a un año antes de hundirse por debajo de la línea de agua.

Artículo en inglés

Fotos: NASA

gwadar_aerial_photo-1 gwadar_ali_2013269-1

Recibe en tu buzón totalmente GRATIS nuestro boletín El Molino. Haz click aquí y danos tus datos.