Si el público estadounidense esperaba terminar el verano con buenas noticias, la decepción va a ser grande. El Departamento del Trabajo, indica que se perdieron 54,000 empleos en agosto. Según la Associated Press, analistas de Wall Street esperaban un crecimiento modesto.

Con esta pérdida neta de empleos, la tasa de desempleo aumenta por primera vez en tres meses, al 9.6% del 9.5% en julio. Entre otras razones, este aumento en el número de desempleados se debe a que más de medio millón de personas reanudaron sus búsquedas de empleo en Agosto. Los desempleados que no buscan empleo activamente no se computan en la tasa de desempleo.

La incapacidad de la economía de generar empleos ha llevado a muchos economistas a cuestionar los planes de estímulo económico del gobierno.

Igualmente, con la temporada electoral que se inicia, crea serios problemas para el partido demócrata que, además de la presidencia, controla ambas cámaras del congreso.

Artículo en inglés

Foto cortesía de irina slutsky via flickr

Recibe en tu buzón totalmente GRATIS nuestro boletín El Molino. Haz click aquí y danos tus datos.