Aquí podemos ver a un monstruo practicando cómo hacer monstruosidades. The Huffington Post publica una serie de fotos que Hitler pidió que se destruyeran.

Forman parte de la memoria de Heinrich Hoffmann, fotógrafo personal del llamado Führer, que se publicó originalmente en 1955 y acaba de salir en inglés: “Hitler was my friend”. (Hoffmann fue quien le presentó a Hitler Eva Braun, su asistente y quien estaría al lado del genocida hasta el final de sus días en medio de la destrucción de Europa). Dice HuffPost que Hitler ordenó las fotos para ver cómo lo veía el público cuando pronunciaba uno de sus incendiarios discursos. Escuchó una grabación de sus propios discursos mientras practicaba varios gestos, de los cuales incorporó algunos en posteriores discursos.

No quiso que nadie viera las fotos — quizás por la ridiculez.

Haga click para ver más.

[vsw id=”qbF0JQgi7_U” source=”youtube” width=”425″ height=”344″ autoplay=”no”]

Hitler practica sus discursos Adolf Hitler

Recibe en tu buzón totalmente GRATIS nuestro boletín El Molino. Haz click aquí y danos tus datos.