Obama escuchaMientras que de cara al público funcionarios de la administración Trump insisten en que las acusaciones del presidente en el sentido de que las comunicaciones de su campaña presidencial fueron interceptadas bajo órdenes directas de Barack Obama, Jordan Fabian en The Hill nota un tono defensivo.

Ahora la administración insiste en que “corresponde al Congreso encontrar las pruebas”.

Sin embargo, el secretario de prensa Sean Spicer no ha proporcionado nueva evidencia que respalde al presidente. En su conferencia de prensa del lines, dijo que los mensajes por Twitter hablarán por si mismos, lo cual únicamente le causó los periodistas.

Por su parte, el presidente Trump, quien ayer firmó la nueva versión de sus discutidas restricciones a viajeros de varias naciones musulmanas, estuvo fuera del alcance de la prensa.

Kellyanne Conway, la portavoz de la Casa Blanca inmortalizada por su declaración sobre “datos alternativos”, dijo en Fox News que Trump pudo haber basado sus acusaciones en “información e inteligencia a los cuales el resto de nosotros no tenemos acceso”.

Pero la información, indica la nota en The Hill, surge de Breitbart News, un portal de la extrema derecha, y Mark Levin, comentarista radial.

La Casa Blanca y el Presidente han sido ampliamente cuestionados por las acusaciones por lo que implican y por que siguen careciendo de fundamento.

El mismo director del FBI James Comey ha dicho que no cree que haya tenido lugar la intervención. Y algunos congresistas republicanos, como Trey Gowdy de Carolina del Sur, sostienen que nada respalda las acusaciones del presidente.

Artículo en inglés

 

 

Recibe en tu buzón totalmente GRATIS nuestro boletín El Molino. Haz click aquí y danos tus datos.